sábado 11.07.2020

Galicia y el Norte de Portugal piden abrir más pasos en la frontera para reactivar la relación

La Comisión de Coordinación ha puesto en marcha un plan de inversiones para la post-pandemia
Alberto Núñez Feijóo y Alfonso Rueda se reúnen con Fernando Freire de Sousa, presidente de la CCDRR del Norte de Portugal | ep
Alberto Núñez Feijóo y Alfonso Rueda se reúnen con Fernando Freire de Sousa, presidente de la CCDRR del Norte de Portugal | ep

La Xunta de Galicia y la Comisión de Coordinación y Desarrollo Regional del Norte de Portugal (CCDRR-N) han acordado dirigirse a los Gobiernos de España y Portugal para solicitar la apertura de más pasos fronterizos entre ambas regiones y poder reactivar las “intensísimas” relaciones económicas y sociales, “aunque sea con restricciones”.

Así lo trasladó el vicepresidente del Ejecutivo gallego, Alfonso Rueda, al término de una reunión telemática con el presidente de la CCDRR-N, Fernando Freire, en la que han estado el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el director xeral de Relacións Exteriores, Jesús Gamallo, además del propio Rueda.

Según explicó Rueda, en ese encuentro se abordó la situación sanitaria a ambos lados de la “raia”, “muy similar, incluso ligeramente mejor en Galicia”, y se ha concluido que debe incrementarse la movilidad entre Galicia y el Norte de Portugal, con la apertura de más pasos fronterizos.

A ese respecto, el vicepresidente del gobierno gallego ha recordado que, de los 27 pasos existentes, tras la declaración del estado de alarma solo quedaron habilitados dos: el de Tui-Valença, en la provincia de Pontevedra, y el de Verín-Chaves, en la provincia de Ourense. “Visto que la situación sanitaria es buena, es necesario que se incrementen las posibilidades de paso, aunque sea con restricciones, para evitar grandes desplazamientos de hasta 100 kilómetros”, aseveró Rueda.

El vicepresidente gallego ha subrayado también la importancia de, en el actual contexto de desescalada, “retomar las intensísimas relaciones económicas y sociales” entre ambas regiones, que ahora están “imposibilitadas”. “Esperamos que los dos Gobiernos sean sensibles a esta demanda”, añadió.

Por otra parte, anunció que la Xunta y la CDDRR-N volverán a reunirse en junio para abordar el diseño de un “plan de inversiones transfronterizas postcovid”. Así, se identificarán posibles actuaciones conjuntas, “ahora que se abre un nuevo escenario de financiación europea”, y líneas de cooperación.  

Desempleo
Por otra parte, la Xunta comunicó ayer que destinará un total de ocho millones de euros en ayudas a trabajadores y empresas en Expediente de Regulación Temporal de Empleo y a empleados mayores de 55 años afectados por la extinción de su contrato.

Se trata de una de las medidas adoptadas en el marco de los acuerdos del diálogo social entre la Administración autonómica, patronal y sindicatos, según destaca la Xunta en un comunicado en el que subraya que el presupuesto final es “el doble” del inicialmente previsto.
“Hoy, más que nunca, desde la Administración, los sindicatos y la patronal queremos estar con las personas que se están viendo más afectadas por la situación económica y laboral de estos momentos”, señaló el conselleiro de Economía, Emprego e Industria, Francisco Conde, al término de la reunión celebrada ayer.

El programa está dividido en dos líneas: por un lado, seis millones de euros en ayudas a ERTE que afecten a más de 300 trabajadores, por otro, dos millones a personas mayores de 55 años que estén afectadas por la extinción de contratos en esta crisis. 

En la segunda línea se establecen, otros dos programas: uno de financiamiento de las cuotas a ingresar por convenio especial que esté suscrito o suscriban; y otro de pago único dirigido a compensar la disminución del importe de la indemnización reconocida.

Comentarios