elecciones

Ayuso arrasa en las urnas y suma más que todo el bloque de izquierdas

El PP podría gobernar en solitario, el PSOE se hunde, Cs no entra en la Asamblea e Iglesias deja la política

Los partidos recibirán una subvención de casi 20.000 euros por escaño logrado en las elecciones
Los partidos recibirán una subvención de casi 20.000 euros por escaño logrado en las elecciones a la Asamblea de Madrid del 4 de mayo de 2021, según recoge la orden de la Consejería de Hacienda y Función Pública, emitida el 16 de marzo de 2021, por la que se fijan, las cantidades para el cálculo del límite de gastos electorales y de las subvenciones a los gastos electorales.
Ayuso invoca la libertad de los héroes de 1808 en el 2 de Mayo más electoral

 Las elecciones autonómicas que tendrán lugar en menos de 48 horas en la Comunidad de Madrid han protagonizado los actos institucionales con motivo del Dos de Mayo, una celebración en la que la presidenta, Isabel Díaz Ayuso, ha invocado la "libertad" por la que lucharon los héroes de 1808 y que la izquierda ha criticado por su "electoralismo".Ha sido un acto con muchos menos invitados debido al covid-19 y con ausencias destacadas, como la del candidato de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, que no ha ido al considerar que se ensalza a "las elites", y la de Más Madrid, Mónica García, que solo ha asistido a la rendición de honores a los héroes en la Puerta del Sol pero no ha entrado en la Real Casa de Correos, sede del Gobierno autonómico, para evitar ver la imposición de una medalla a la expresidenta Cristina Cifuentes.Sí han acudido el candidato del PSOE, Ángel Gabilondo, que se ha quejado de que el evento ha tenido "ingredientes de propaganda que son inadecuados en vísperas de una campaña electoral"; el de Cs, Edmundo Bal, y la de Vox, Rocío Monasterio.También han asistido, entre otros, el portavoz nacional del PP y alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Ameida; la vicealcaldesa, Begoña Villacís; los consejeros del PP y exmiembros del Gobierno regional de Cs, así como los expresidentes regionales Joaquín Leguina, Alberto Ruiz-Gallardón, Esperanza Aguirre, Cristina Cifuentes y Ángel Garrido; todos, excepto Ignacio González, procesado por el caso Lezo.Antes del acto institucional, los candidatos presentes han aprovechado para llamar a los madrileños a participar en los comicios del próximo martes, apelando al espíritu del Dos de Mayo.Ha sido una celebración marcada por la proximidad de las elecciones y por los reencuentros: el frío de Ayuso con su exsocio de Gobierno, el exvicepresidente Ignacio Aguado, de Cs -no se han saludado-, o el más cálido de la expresidenta madrileña Cristina Cifuentes con el edificio que durante tres años fue "su casa".Ayuso tampoco ha saludado a Garrido (que después de ser presidente regional con el PP ejerció como consejero de Cs), pero ha abrazado a Cifuentes, Gallardón, Aguirre y al líder del PP, Pablo Casado, sentado en primera fila junto a la mandataria.La celebración oficial ha comenzado poco antes de las 9.30, con el homenaje a los Héroes de 1808 en el cementerio de La Florida, y a continuación, en la Puerta de Sol, Ayuso y Almeida han colocado una corona en la placa que recuerda a los héroes en la fachada de la Real Casa de Correos.Mientras los asistentes entraban a la sede regional, un micrófono ha captado una conversación entre Ayuso y el alcalde de Arganda del Rey y presidente de la Federación Madrileña de Municipios, el socialista Guillermo Hita, en la que la presidenta le decía que no puede "tener más ganas de que esto pase porque es un plomo increíble", en referencia a la campaña electoral.Ya dentro, Ayuso ha aprovechado su discurso para llamar a "renovar la concordia" entre madrileños y españoles y reivindicar "la misma causa" que el pueblo defendió en 1808: "España y la libertad".En el contexto electoral -cuya campaña se cierra este mismo domingo-, Ayuso ha deseado que la celebración sirva "de paréntesis en la disputa" y que, "sea cual sea el resultado", no prevalezca "la discordia entre madrileños y españoles".Después ha entregado a 19 personalidades y entidades las medallas y las condecoraciones de la Orden del Dos de Mayo, en reconocimiento a su labor con la sociedad durante el 2020.Ayuso ha agradecido la "vocación de servicio público y entrega al pueblo de Madrid", así como "de convivencia, de continuidad y normalidad institucional", de los expresidentes autonómicos Cristina Cifuentes y Ángel Garrido, que han recibido la Medalla de Oro.Cifuentes, al recogerla, ha dicho que volvía a su casa "libre de cargos y cargas" después de un "largo calvario" de tres años, en referencia al archivo de su causa en el caso Púnica y tras ser absuelta hace meses en el caso Máster.Nacho Cano le entrega su bandaAdemás de la Gran Cruz de la Orden del Dos de Mayo que fue entregada al tenista Rafael Nadal, han recibido esta distinción los niños de la región por "su conducta ejemplar al servicio de la sociedad durante la pandemia"; la historiadora Carmen Iglesias, directora de la Real Academia de la Historia y preceptora del rey Felipe VI, la soprano Ainhoa Arteta y el compositor y músico Nacho Cano.Cano ha elogiado la gestión de Ayuso, pues cuando compañeros de otros países le decían que "Madrid es un milagro" por preservar la vida cultural, él contestaba que "ese milagro tiene piernas y cabeza y corazón", los de la presidenta, y por ser "tan valiente y tan buena presidenta", le ha colocado la banda con la que había sido condecorado.También se ha distinguido con la Cruz del Dos de Mayo a la ingeniería española por la asistencia para los proyectos y ejecución de obra del Hospital Isabel Zendal; a los Héroes 4x4, conductores voluntarios que ofrecieron sus vehículos para trasladar a sanitarios y a todo aquel que lo necesitara durante el temporal Filomena, y a los madrileños fallecidos en 2020 y 2021.

Johnson pugna por el "cinturón rojo" laborista en las municipales inglesas

Inglaterra afronta esta semana unas elecciones municipales en las que los conservadores del primer ministro británico, Boris Johnson, aspiran a consolidar la conquista del "cinturón rojo" laborista que les llevó a la mayoría absoluta poco antes de que empezara la pandemia.Miles de concejales y líderes locales "tories" confían en capitalizar el impulso a la popularidad del Gobierno que ha supuesto el éxito del programa de vacunación masiva contra el coronavirus, a pesar de que el voto en los comicios locales estará condicionado al mismo tiempo por factores ajenos a la política nacional.Una parte importante de las 143 autoridades locales que acuden a las urnas el próximo jueves están en zonas del norte y centro de Inglaterra tradicionalmente laboristas que se volcaron sin embargo en respaldar a Johnson y el Brexit en las generales de diciembre de 2019.El líder laborista, Keir Starmer, que sucedió a Jeremy Corbyn tras aquel varapalo electoral, aspira, con todo, a controlar los daños y mantener su influencia en la política municipal inglesa, una vez que el envenenado debate sobre la Unión Europea se ha desvanecido de la agenda pública.Una encuesta divulgada este fin de semana por el diario "The Telegraph" sugiere que los conservadores controlarían 13 nuevas autoridades locales tras los comicios, mientras que los laboristas sumarían seis adicionales.Los "tories" arrebatarían Amber Valley y Harrow a los laboristas (norte y centro de Inglaterra, respectivamente), e incrementarían su presencia en la zona de las Midlands, pero la oposición minimizaría las pérdidas respecto a las predicciones más agoreras para ellos.La laborista Lisa Nandy, que le disputó el liderazgo a Starmer en las primarias del partido, aseguró hoy que "algo está cambiando" respecto a las últimas generales."El listón se situó muy abajo en diciembre de 2019, cuando obtuvimos el peor resultado electoral en cien años", señaló Nandy, que advirtió de que "los 'tories' no deberían dar por seguros los votos" que lograron entonces.Además de los más de 4.500 concejales en liza, el jueves se disputa también el escaño parlamentario por la circunscripción de Hartlepool (noreste de Inglaterra), uno de los feudos laboristas que ha resistido hasta ahora el embate conservador.Esa votación será uno de los focos de interés a la hora de juzgar si el éxito arrollador de Johnson en las generales fue un espejismo pasajero alentado por el Brexit o bien si esa tendencia se ha mantenido tras la pandemia.Los escándalos acechan al primer ministroLa popularidad de Jonson se ha disparado en los últimos meses gracias al rápido despliegue de las vacunas contra el coronavirus.El Reino Unido ha avanzado en ese terreno a la Unión Europea justo en el momento en el que se desligaba definitivamente del bloque comunitario, lo que ha brindado al primer ministro una contundente victoria política ante la opinión pública británica.Su idilio con las encuestas ha quedado matizado, sin embargo, en los últimos días, a la luz de un escándalo sobre el origen de los fondos que utilizó para redecorar su vivienda en Downing Street cuando se instaló en esa residencia oficial.La polémica surge a raíz de las acusaciones contra él de Dominic Cummings, su antigua mano derecha y cerebro de la campaña del Brexit, ahora caído en desgracia y aparentemente determinado a airear trapos sucios.En el peor momento para Johnson, días antes de unas elecciones, sus resultados en algunas encuestas han comenzado a desinflarse.Según un sondeo de Opinium publicado este domingo por "The Observer", la intención de voto a nivel nacional para el Partido Conservador ha caído dos puntos en una semana, hasta el 42%, mientras que la de los laboristas ha avanzado cuatro puntos, hasta el 37%.Otras encuestas son más halagüeñas para Johnson.

Iglesias, ausente en los actos del 2 de Mayo, critica el "mitin de campaña" de Ayuso y su "patriotismo de cartón piedra"

El 2 de mayo se escribió la historia de la soberanía y retrató a la cobardía de la monarquía y de las élites miserables", ha apuntado el líder de Poddemos.Aunque ha sido invitado, el candidato de la formación morada ha justificado su ausencia en los actos institucionales del Día de la Comunidad porque "no son convidados de piedra en un mitin en el que han privatizado la señal de la televisión e instrumentalizando las instituciones para homenajear el Madrid de las élites, de las oligarquías, de los grandes apellidos, de los traidores al pueblo y quienes en el fondo están deseando que se acabe de una vez ese plomo de acto institucional, como ha dicho la presidenta".Pablo Iglesias ha indicado que en los momentos difíciles siempre es el pueblo "quien da la cara por todos, frente al os que se esconden" y considera "vergonzoso" que el 2 de mayo "humillen la soberanía popular".

El PP denunciará a Tezanos por malversación y financiación irregular

El líder del PP, Pablo Casado, ha anunciado este sábado que su partido va a denunciar al presidente del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), José Félix Tezanos, por malversación de fondos públicos y financiación irregular por seguir haciendo encuestas "de forma ilegal" cuando ya no se pueden publicar."Ya está bien de que paguemos con nuestros impuestos la campaña fallida de Pedro Sánchez y Ángel Gabilondo", ha censurado el presidente de los populares en un acto en Majadahonda (Madrid), junto a la candidata madrileña a la reelección el próximo 4 de mayo, Isabel Díaz Ayuso.El pasado jueves, el PP ya denunció ante la Junta Electoral de Madrid que el Centro de Investigaciones Sociológicas estaba realizando una encuesta electoral sobre los comicios a la Asamblea de Madrid sin que lo hubiera comunicado a los partidos, como, aseguraba, es preceptivo. Condena por la violencia en los mítines de VoxAdemás, Casado, ha exigido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que haga una "condena rotunda" a las presuntas agresiones que "matones a sueldo" del candidato a la presidencia madrileña, Pablo Iglesias, infligieron a agentes de la Policía en el mitin de Vox del pasado 7 de abril.Lo ha hecho en un acto de campaña acompañado de la candidata a la reelección el próximo 4 de mayo, Isabel Díaz Ayuso, en el que ha querido trasladar su apoyo a la Policía Nacional y a la Guardia Civil, que "son un orgullo para España".Casado ha reprochado a Sánchez que esté "desaparecido", y es que, en su opinión, "no puede pisar la calle" porque "la gente ya no puede con este Gobierno" y, cuando lo hace, el jefe del Ejecutivo y sus "amigos del Gobierno" lo que hacen es "contratar a unos matones a sueldo que pegan a la Policía Nacional"."Desde aquí pido una condena rotunda por esos escoltas privados de Pablo Iglesias que patearon a policías nacionales", ha exigido el presidente de los populares, que ha tildado de "vergüenza" que los que "se juegan la vida por nosotros sean pateados por los matones de Pablo Iglesias.

El Constitucional mantiene a Toni Cantó y a Agustín Conde fuera de la lista del PP
La Sala Primera del Tribunal Constitucional (TC) ha acordado mantener a Toni Cantó y a Agustín Conde fuera de la lista de la candidatura encabezada por Isabel Díaz Ayuso a las elecciones del próximo 4 de mayo, han informado a Europa Press fuentes del tribunal de garantías.
El PP alega que el censo no es requisito previo en su recurso por Cantó ante TC

Ayuso defendió que cuenta con el exportavoz de Cs en las Cortes Valencianas aunque no vaya en la lista electoral

La precampaña madrileña sigue a pleno ritmo entre irregularidades electorales

Los candidatos a los comicios autonómicos del 4 de mayo mantuvieron este sábado una apretada agenda de actos

El PSOE recurre la lista de Ayuso por considerar "irregular" la inclusión de Toni Cantó

Estima que "la condición de elector y elegible, no se habría producido, no solo no antes del 1 de enero sino una vez convocadas las elecciones después del 11 de marzo"

Perú, Ecuador y Bolivia mantienen su "superdomingo" electoral pese a la pandemia

Ecuador, Perú, y Bolivia protagonizan el próximo domingo, 11 de abril, una atípica megajornada electoral, marcada por la urgencia de sacar adelante agendas políticas que den respuesta al creciente descontento de la población y a la devastación social y económica causada por la pandemia.En este "superdomingo", Ecuador y Perú llevarán a cabo comicios presidenciales y Bolivia celebrará una segunda vuelta para elegir a los gobernadores de cuatro departamentos, en la que el gobernante Movimiento al Socialismo (MAS), el partido de Evo Morales, espera recuperar terreno.El próximo domingo será una fecha estrella en las urnas de este año en Latinoamérica, una cita de la que está a punto de descolgarse Chile, que tenía previsto ese día celebrar los comicios municipales, de gobernadores y de los 155 constituyentes, pero están prácticamente aplazados a mayo por la fuerte extensión del Covid-19.Tercera olaEn esta línea de aplazamientos, las autoridades sanitarias han advertido de la necesidad de extremar las medidas para que las campañas y las votaciones no se conviertan en focos de infecciones de Covid-19, justo cuando la región está entrando en la temida tercera ola del virus.Desde 2020, el impacto del coronavirus en América Latina, región donde la vacunación avanza a ritmo desigual y los números de casos y muertes siguen al alza, ha provocado una distorsión en la dinámica electoral tradicional y marcará los comicios del próximo domingo, en los que se teme por los efectos en la democracia.Ecuador afronta su segunda vueltaEn el caso de Ecuador, la segunda vuelta presidencial viene precedida de un clima enrarecido por las acusaciones de fraude vertidas por el candidato indígena Yaku Pérez, quien con un 19,39 % de los sufragios quedó por detrás del centroderechista Guillermo Lasso, que apenas pudo distanciarse de él un 0,35 % para asegurarse un puesto en esa ronda.En la primera plaza, desde ese 7 de febrero, está Andrés Arauz, aspirante del correísmo y que se colocó en cabeza con el 32,72 % de los votos.Arauz es la apuesta del movimiento FCS-Unión por la Esperanza, influenciado por el expresidente Rafael Correa (2007-2017) y con el que buscan que un correísmo "auténtico" retorne a la Presidencia ecuatoriana, tras el vuelco protagonizado por el actual mandatario, Lenín Moreno.Las encuestas hasta mediados de marzo daban a Arauz como ganador, pero conforme se acerca la elección definitiva parece estar perdiendo apoyos.Perú  busca una presidencia estableEste 11 de abril Perú comenzará a elegir a quien asuma el Poder Ejecutivo después de que cuatro presidentes se alternaran entre 2016 y 2021.El vaivén presidencial comenzó en 2018, cuando Pedro Pablo Kuczynski renunció tras revelarse su implicación en el escándalo de Odebrecht y fue reemplazado por su primer vicepresidente, Martín Vizcarra.Vizcarra fue depuesto el 9 de noviembre de 2020 tras un proceso de destitución por incapacidad moral que desató una gran ola de protestas a nivel nacional.El presidente del Congreso, Manuel Merino, asumió el poder el 10 de noviembre pero solo duró una semana ya que, tras el pésimo manejo de las protestas en las que murieron dos personas a manos de las fuerzas de seguridad, tuvo que renunciar.La Presidencia entonces recayó el 16 de noviembre en Francisco Sagasti, quien en cuestión de horas pasó de ser cabeza del Legislativo a jefe de Estado.Se presenta, como hace cinco años, Keiko Fujimori, derrotada entonces por Kuczynski, aunque parece que esta vez tendrá que pelear por entrar a una posible segunda vuelta, el 6 de junio.Según los sondeos, ni Fujimori ni Yonhy Lescano (Acción Popular, centroizquierda), Rafael López Aliaga (Renovación Popular, ultraconservador), George Forsyth (Victoria Nacional, centro derecha), Hernando De Soto (Avanza País, derecha neoliberal) ni Verónika Mendoza (Juntos por el Perú, izquierda) alcanzarían el 11 de abril el porcentaje necesario para hacerse con la Presidencia en primera vuelta.Elecciones en cuatro departamentos bolivianosLos departamentos bolivianos de La Paz, Chuquisaca, Pando y Tarija definirán el 11 de abril quiénes regirán sus destinos en una segunda vuelta de las elecciones del 7 de marzo, en las que perdió terreno el oficialista Movimiento al Socialismo (MAS) de Evo Morales y del actual mandatario, Luis Arce.En La Paz, Pando y Tarija, el MAS se impuso en la primera vuelta, pero en las filas oficialistas preocupa que la gobernación paceña pase a manos del movimiento Jalalla, el mismo de la expresidenta del Senado Eva Copa, alcaldesa electa de El Alto, que fue un fortín político de Evo Morales.Chile, un aplazamiento inminenteLas protestas desatadas en 2019 en Chile, las mayores desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet en 1990, fueron el impulso para querer derribar uno de los vestigios más importantes de esa época: la Constitución de 1980.El 15 de noviembre de 2019, los principales partidos chilenos suscribieron un acuerdo para convocar un plebiscito que se llevó a cabo el 25de octubre de 2020, en la que resultó ganadora la opción de una nueva Constitución con el 78,28 %.La desconfianza de los chilenos en su clase política se vio reflejada en el hecho de que los votantes prefirieron que la nueva Carta Magna sea redactada una convención constitucional formada por 155 ciudadanos, en vez de una convención mixta integrada a la mitad por representantes de los partidos.No obstante, la elección de los 155 miembros de la Constituyente que redactará la nueva Carta Magna, de llevarse a cabo entre el 10 y el 11 de abril, se mantiene en suspenso tras la petición del presidente Sebastián Piñera de aplazarla al 15 y 16 de mayo, así como los comicios municipales, debido al empeoramiento de la pandemia, lo que previsiblemente será confirmada este martes. 

El CIS da la victoria al PP en Madrid con un virtual empate entre derecha e izquierda

El PSOE, que fue en 2019 la fuerza más votada, perdería 2 puntos hasta el 25,3 en estimación de voto aunque ganaría un escaño, hasta 38; mientras que Más Madrid mantendría sus 20 diputados con un porcentaje casi idéntico al de hace dos años -14,8- y Podemos, encabezado por Pablo Iglesias, escalaría hasta los diez escaños, tres más, y un 8,7% de los votos.Según la encuesta, los dos bloques políticos de izquierda y derecha están virtualmente empatados.La derecha con PP y Vox obtendría 68 escaños, a uno de la mayoría absoluta fijada en 69, y el bloque de izquierdas -PSOE, Más Madrid y Podemos- sacaría ese mismo número, 68 diputados.Con independencia de la intención de voto, la mayoría de los madrileños -65,4%- tiene claro que el PP de Isabel Díaz Ayuso ganará las elecciones, frente a solo un 12,6% de los encuestados que ven ganador a socialista Ángel Gabilondo.Los madrileños prefieren a AyusoLos madrileños entrevistados por el CIS prefieren como presidenta de esta comunidad a Isabel Díaz Ayuso frente a cualquier otro líder político, si bien al puntuar a cada uno de ellos valoran más al líder del PSOE, Ángel Gabilondo, que figura en cabeza con una nota media de 5,6 puntos.La encuesta preelectoral a las elecciones autonómicas madrileñas dada a conocer este lunes por el Centro de Investigaciones Sociológicas revela que el exvicepresidente del Gobierno y candidato de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, obtiene la peor calificación atribuida a los dirigentes madrileños, con un 3,2.Encabeza la lista Gabilondo, con 5,6 puntos, seguido de cerca por la candidata de Más Madrid, Mónica García, que obtiene 5,2 puntos de media; son los dos únicos que superan el aprobado.Por debajo del 5 quedan los demás, como la actual presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, cuya media en el muestreo es de 4,9, seguida del candidato de Ciudadanos, Edmundo Bal, que se lleva 4,3, y de la representante de Vox, Rocío Monasterio, cuyo 3,6 supera en cuatro décimas la calificación atribuida a Pablo Iglesias.

A un mes de las elecciones madrileñas, comienzan los reproches entre Ayuso y Sánchez

¿Aquél que sigue sin controlar Barajas?", ha espetado la presidenta madrileña.Estas palabras del Sánchez también han sido respondidas por el alcalde de Madrid y portavoz del PP, José Luis Martínez Almeida, quien ha asegurado que Gabilondo está "donde le corresponde", que es "en Callao" (en alusión a su lona publicitaria en esta plaza), porque "quien habla" es Pedro Sánchez."No habla Ángel Gabilondo, habla Pedro Sánchez, que todos los madrileños lo tengan claro", ha aseverado Almeida, que cree que Sánchez es quien dirige la campaña del PSOE, "quien determina los mensajes y, sobre todo" quien decide cuáles son las políticas que se tienen que seguir.Las primeras encuestas, como la de Sigma Dos que publica el diario "El Mundo", apuntan a que la candidatura del PP que encabeza Ayuso obtendría una mayoría de entre 61-62 diputados, cuando la mayoría absoluta están en 69 escaños.Vox obtendría 10-11 escaños y bajaría de los 12-13 que le daba la última encuesta, y la presidenta de Vox Madrid, Rocío Monasterio, ha respondido que su relación con Ayuso es "cordial" al ser preguntada por la necesidad de que Vox sea la llave para formar un gobierno en la región.Por otro lado, Gabilondo, que ganó las elecciones de 2019 con 37 diputados, se situaría ahora en los 33-35 escaños, mientras que Unidas Podemos, que lidera Pablo Iglesias, subiría hasta los 11-12 escaños frente a los 7 actuales, y la pujanza de Más Madrid, con una previsión de 18-20 escaños.El candidato de Podemos a las elecciones de la Comunidad de Madrid, Pablo Iglesias, ha afirmado que no se va a escuchar "una mala palabra" suya contra partidos de izquierda en la campaña, porque éste es "el mayor efecto desmovilizador que ha funcionado en esta región para permitir la victoria a la derecha".Por su parte, la candidata de Más Madrid, Mónica García, ha pedido a los madrileños que voten por "la libertad" de disponer de salarios dignos, de escuelas infantiles en condiciones y de mantener derechos ya conquistados.El gran damnificado de cara a las futuras elecciones sería Ciudadanos, que no obtendría diputados al obtener menos de la barrera del 5 % de los votos para tener representación parlamentaria en Madrid.Su candidato a la Comunidad de Madrid, Edmundo Bal, ha restado valor a esta encuesta y ha dicho que éstas tienen "muy poco valor" porque son "fotos fijas" y "lo que importa es la tendencia". 

Ciudadanos resta valor a los sondeos que les dejan fuera del Gobierno de Madrid

El candidato de Ciudadanos (Cs) a la Comunidad de Madrid, Edmundo Bal, ha restado valor a la encuesta que publica El Mundo y que apunta que Cs no obtendría diputados -al no llegar a la barrera del 5%-, y ha dicho que las encuestas tienen “muy poco valor” porque son “fotos fijas” y “lo que importa es la tendencia”.Así lo ha manifestado Bal este domingo antes de asistir al partido de Segunda B que ha enfrentado a la UD San Sebastián de los Reyes con el C.F. Talavera, en referencia al sondeo de Sigma Dos que, además, apunta que la candidatura del PP que encabeza Isabel Díaz Ayuso obtendría una mayoría de entre 61-62 diputados.Sin embargo, Bal ha insistido en que “lo que importa es la tendencia” que se vaya registrando según avance esta campaña, que “está en el minuto uno del partido, de forma que queda mucho por jugar”.El candidato de Cs ha hecho hincapié en que su formación “sale con mucha ilusión” y con el reto de “darlo todo” a pie de calle, con el objetivo de escuchar los problemas “reales” de los madrileños, “darles soluciones” y “aportar centralidad” frente a la “división de bandos” que proponen otros partidos.También ha criticado a los partidos que tratan de “judicializarlo todo” y de “ponerse trampas y palos en las ruedas los unos a los otros”, y les ha instado a “salir a la calle, hablar con los madrileños, y ofrecerles propuestas”.

Sánchez ataca a Ayuso: "Libertad es todo menos el desmadre de hacer circular el virus"

El jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, ha recordado este domingo a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, que la libertad "es todo menos el desmadre de hacer circular el virus" por la región.Lo ha dicho Sánchez en un acto de precampaña de las elecciones de la Comunidad de Madrid convocadas para el 4 de mayo, en el que ha respaldado al candidato socialista, Ángel Gabilondo, y en el que ha lamentado que otra vez esté subiendo la incidencia acumulada del coronavirus en la región madrileña.Un discurso en el que ha asegurado que esa convocatoria electoral no atiende al interés general: "Si hay elecciones es porque de una vez por todas, sin ambages, la derecha madrileña ha decidido echarse en brazo de la ultraderecha".Convencido de que Ayuso ha decidido anticipar los comicios porque "ha sufrido un gobierno fallido", el también secretario general del PSOE ha considerado que el PP de Madrid manifiesta un "nulo respeto a la inteligencia de los madrileños, como si fueran menores de edad", cuando dudan de que España sea hoy un país plenamente democrático."¿Por qué lanzan esa afirmación tan falsa?", se ha preguntado Sánchez.

Conservadores y Verdes, en busca de la candidatura que seduzca a los alemanes

Los conservadores de la canciller Angela Merkel, y sus perseguidores en los sondeos, los Verdes, comparten el dilema de no haber decidido aún quien será su candidato a las elecciones generales, algo que puede decantar la correlación o intención de voto en los sondeos.Cinco puntos separan al bloque conservador -formado por la Unión Cristianodemócrata y la Unión Socialcristiana de Baviera (CDU/CSU)- de Los Verdes: un 27 % de los votos pronostica para el grupo de la canciller el último sondeo de la televisión pública ARD, frente al 22 % estimados para los ecologistas.Faltan menos de seis meses para las generales tras las que Merkel se despedirá del poder.

Ciudadanos se agarra a su tabla de salvación: el 5%

Ciudadanos se agarra al objetivo del 5% y entrar en la Asamblea de Madrid para poder sobrevivir en el tablero nacional porque, si no lo consigue, y no lo tiene nada fácil, según las encuestas, el partido de Inés Arrimadas correría la misma suerte que UPYD, su predecesor centrista en la política.El declive de Cs que empezó con la debacle del 10-N, de la mano de Albert Rivera, al dejarse de una tacada 46 escaños y pasar de 56 a diez, se agudizó con las elecciones catalanas, en las que perdió veinte representantes (de 26 a seis) y remató con la moción fallida en Murcia por culpa de tres tránsfugas naranjas, lo que abrió una crisis interna sin precedentes.De perder la baza madrileña, Ciudadanos podría convertirse en breve en el tercer partido centrista de la democracia con representación parlamentaria en desaparecer del escenario político.Pero si logra resistir el 4 de mayo en Madrid podrá tener un respiro, aunque mantenerse en la Asamblea le va a costar, tal como pronostican las encuestas, que incluso las más favorables ponen en duda que consiga ese 5% necesario.Un porcentaje que le daría entre 6 y 7 escaños puesto que Podemos, en las últimas autonómicas del 26 de mayo de 2019, entró en la cámara madrileña con siete diputados y el 5,5% de los votos.Aunque sería un desastre en todo caso después de tener 26 escaños y un 19,42 por ciento de los votos, salvaría la situación y, a lo mejor, hasta podrían ser llave, según pronostican algunos de los sondeos, que plantean un escenario en el que la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, necesite otra vez a los naranjas y a Vox para gobernar.La disputa por el centroderechaY en eso está el candidato de Cs, Edmundo Bal, intentando hacer malabares para que no se le escapen votos por la derecha, que es donde sus electores se sienten más cómodos.De ahí que esté insistiendo tanto en que no pactarán con los socialistas y Podemos, pero sin aclarar si llegaría a algún acuerdo con Ángel Gabilondo en el caso de que solo necesitaran los votos naranjas para gobernar, algo que es bastante improbable.Y en este escenario se ve ahora Ciudadanos, tan solo dos años después de haber tenido la posibilidad de entrar en la Moncloa con Pedro Sánchez y con una comodísima mayoría absoluta, que Rivera rechazó negociar, y tras quedarse a menos de una décima de sobrepasar al Partido Popular.Un patrimonio dilapidado a lo que encima se ha sumado la merma de poder territorial al perder de un plumazo dos de las cuatro comunidades en las que cogobernaban con el PP: Murcia y Madrid.Ahí es donde empezó el goteo de fugas de cargos -una quincena-, aunque ha habido unos cuantos que se han subido al carro, sobre todo en la Asamblea madrileña, que han comunicado su marcha entre críticas a la estrategia "sanchista" de Inés Arrimadas cuando ya no eran diputados.La baja de mayor impacto ha sido la del que fuera coordinador de la Comunidad Valenciana Toni Cantó, fichado por el PP para su candidatura madrileña en el puesto número cinco, un dirigente que llevaba meses quejándose de la dirección de manera discreta, pero que a raíz de los malos resultados de las catalanas alzó la voz y decidió marcharse tras el fiasco de la operación murciana.No fue una gran sorpresa para la cúpula naranja que abandonara el partido ni que acabara en el PP porque ya llevaba un tiempo aplaudiendo las decisiones de Ayuso a través de sus redes sociales, pero sí les ha dolido la manera en que lo ha hecho.Otra de las fugas que les ha generado mucho malestar ha sido la del senador Fran Hervías, una pieza clave del equipo de Rivera, y que desde que Arrimadas tomó las riendas ha estado maniobrando en contra de Ciudadanos.De hecho, la dirección cree que estuvo detrás de la operación para que los tres diputados murcianos de Cs se cambiaran de bando una vez que firmaron la moción de censura.A todo esto se añade la menor visibilidad que tendrán en el Senado porque dejarán de tener grupo propio.

Illa aparece en un acto electoral en Madrid y acusa de desleal a Ayuso

"Un Gobierno al que no le interesa la gestión, que expulsa a sus socios y nos hace ir a las urnas por puro partidismo", ha insistido.En un encuentro con el candidato a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Ángel Gabilondo, y la número dos de la lista, Hana Jalloul, Illa ha sentenciado que la política está llena de matices, frente a la que hace "elegir entre trincheras", que es "inútil"."La política que nos quiere hacer elegir entre el blanco y el negro es inútil", ha incidido, y ha explicado que "él sabe bien de lo que habla", en referencia a la polarización política en Cataluña y a la estrategia de la campaña del PP en la Comunidad de Madrid.Asimismo, Illa ha insistido en que España ha aprendido de los errores y que saldrá de la crisis "protegiendo y creando empleo y no dejando de lado a los más vulnerables".