La lonja de Carril supera 2020 con nota con 9,1 millones de facturación

El marisco es la estrella de la lonja de Carril | m. ferreirós
|

El año 2020 no ha sido malo en cuestión de facturación para la lonja de Carril, pese a estar condicionado prácticamente en todos los sectores por la pandemia del coronavirus. La rula carrilexa ha logrado pasar con nota una anualidad difícil y, aunque facturó menos que en todo 2019, la diferencia no es excesiva. Por la lonja de esta localidad arousana pasaron a lo largo de los últimos doce meses 894.918 kilos de marisco -pescado no hay prácticamente-. Este generó unos ingresos de 9.131.918 euros frente a los 10.106.585 de la pasada anualidad.

Curiosamente el mes de abril, el más duro en el confinamiento, logró unas cifras incluso más buenas que el mismo período de 2019 llegando incluso a duplicar los ingresos. En 2020 en ese mes concreto se facturaron 1.035.547 euros, mientras que en 2019 fueron 587.035. La cantidad de marisco que pasó por la rula también fue superior en ese mes tan atípico y diferente. Y eso teniendo en cuenta que no hubo Semana Santa y que los bares y restaurantes estaban cerrados al público, con todo lo que conlleva para un producto que tiene una salida importante en el mundo de la restauración y de la hostelería.

Los meses de marzo y de mayo, también afectados al máximo por el coronavirus y las restricciones que se dictaron, también se sobrellevaron bastante bien en la lonja carrilexa. Marzo se terminó con 303.992 euros de facturación frente a los 388.565 de la anualidad anterior. Pasaron por lonja en ese mes un total de 33.518 kilos de marisco y pescado.

Mayo, ya con la desescalada, facturó más de medio millón de euros y pasaro por lonja 60.503 kilos de marisco.

Cabe recordar que las Navidades pasadas, en las que solo se abrió Vilagarcía para las comidas y cenas familiares en los días más señalados, se batieron récord de ventas en la lonja carrilexa con la almeja a precios muy elevados incluso teniendo en cuenta anualidades anteriores sin pandemia ni crisis de ningún tipo.

De hecho el 2020 puede calificarse de “bueno” para el sector de los parquistas -del que procede la mayor parte del marisco que pasa por la lonja de esta localidad arousana- teniendo en cuenta que pese a todo superaron la facturación en lonja de, por ejemplo, el año 2018 que sumó 8,1 millones de ingresos, uno menos que en los doce meses que acaban de terminar.

El ritmo no parece que vaya a ser diferente en estos primeros meses de 2021 en los que el sector sigue trabajando.

La lonja de Carril supera 2020 con nota con 9,1 millones de facturación