CCOO denuncia la precariedad del trabajo y la discriminación de la mujer en las conserveras

Responsables de CCOO con Alba Briones en la presentación de la campaña “PescarDerechos” | gonzalo salgado
|

Comisións Obreiras inicia una campaña para denunciar la precariedad del sector de la conserva y, especialmente, la situación de la mujer en este tipo de trabajo. El sindicato lo hace con datos sobre la mesa que avalan no solo que las plantillas no se ven beneficiadas por facturaciones que siguen creciendo, incluso en los momentos de crisis, sino que la brecha salarial es todavía más dura y acentuada en unos puestos claramente feminizados.


Así se recoge en el informe socioeconómico y en el estudio de valoración neutra de los puestos de trabajo en la industria del pescado que el sindicato presentó ayer en Vilagarcía. Fue en un acto que estuvo presentado por Víctor Ledo, secretario xeral de Industria en CCOO Galicia, y que estuvo respaldado por la edil de Promoción Económica, la socialista Alba Briones, y por Podemos- Galicia a través de su responsable de Feminismos, Verónica Hermida. Entre los asistentes, numerosas trabajadoras del sector que constataron con datos lo que ya sospechaban, que su trabajo no está remunerado de forma justa.


Ladillo organiza la info

Y es que, tal y como explica la socióloga de CCOO Eva Perijuánez, existe una “infravaloración de todos los puestos de trabajo” del sector conservero, donde los salarios son un 25 por ciento más bajos de media que en el conjunto del agroalimentario, tal y como explicó Vicente Canet, responsable estatal. Su compañera Perijuánez tiene claro que la feminización de la conserva se encuentra tras esta diferencia. Es la pescadilla que se muerde la cola. “Hay una infravalorización que las mujeres hacen de su labor y que parte de la concepción del trabajo como complemento”, explica la socióloga. Los datos recogidos en el estudio, que tiene un margen de error de solo el cinco por ciento, así lo avalan. La “discriminación” de la mujer se da en la propia “puerta de entrada” a la fábrica, con puestos “feminizados” o “masculinizados”, en los que lo mixto no tiene cabida y, por tanto, se da “una discriminación en el acceso a los puestos”, explica Perijuánez.


Pescar derechos, una iniciativa para concienciar

Frente a esta situación, CCOO pone en marcha, a nivel estatal, la campaña “PescarDerechos”. Ayer llegó a Vilagarcía, en un acto que se celebró en el Auditorio y que llega en un momento en el que el sindicato cobra fuerza y se recorganiza. Recientemente se presentó su nueva ejecutiva en la agrupación comarcal, liderada por Juan Bao, y unos días antes se eligió a Miguel María como secretario xeral del sindicato comarcal de Industria, una de las federaciones más importantes dentro de CCOO y de la que forman parte el sector conservero, con gran peso en Arousa.


Pese a que en Galicia el 68 por ciento de las trabajadoras de la conserva son mujeres, las categorías con salarios superiores a los mil euros son puestos masculinizados. Los complementos, no hacen más que reforzar esta brecha. “Es un suma y sigue”. señala Perijuánez, que ve como “absolutamente aberrante” que el plus de productividad sea mayor en mantenimiento que, por ejemplo, en empacado. “Un conserje cobra un 10 por ciento más que la categoría más alta de producción”, explica Canet. Frente a esta discriminación, CCOO llama a la concienciación.. 

CCOO denuncia la precariedad del trabajo y la discriminación de la mujer en las conserveras