Desarticulan una red de venta ilegal de fármacos que operaba en Vilagarcía

La Guardia Civil y la Policía Nacional se incautaron de un amplio botín en la operación Fleming-Botica | cedida
|

Una operación conjunta de la Guardia Civil y de la Policía Nacional permitió desarticular una red de venta ilegal de fármacos que operaba, entre otros puntos, en Vilagarcía. Marín, Córdoba y Lorca son otras de las localidades en las que se practicaron detenciones.


Los agentes realizaron cuatro entradas y registros en las cuatro localidades y se incautaron de múltiples medicinas, además de sustancias estupefacientes, 30.000 euros en efectivo y equipos informáticos.


La investigación se inició gracias a la colaboración ciudadana, tras una denuncia anónima puesta a través de la web de la Policía Nacional en la que alguien relataba que había sido abordado por una mujer que le ofreció la posibilidad de obtener todo tipo de medicamentos de forma ilegal. Lo hizo sin ningún tipo de secretismo y de forma comercial, llegando a entregarle una tarjeta con un número de teléfono de contacto. El precio de los fármacos oscilaba entre los 50 y los 180 euros.


Al mismo tiempo, en el puesto de la Guardia Civil de Baiona- Nigrán se recibía una denuncia por los mismos hechos, en la que una persona declaraba comprar medicamentos en una página web sin haberlos recibido en ningún momento.


Sujetos a prescripción

A raíz de esta denuncia comenzaron las investigaciones. Los agentes comprobaron en la Agencia Española del Medicamento que todos los fármacos que se ofrecían en la web están sujetos a prescripción médica y, en algunos casos, se trataba de sustancias estupefacientes sujetas a fiscalización internacional.


La organización tenía diversas maneras de hacer acopio de medicamentos para venderlos a terceros, entre ellas la manipulación digital de recetas expedidas a nombre de uno de sus miembros, aprovechando un tratamiento médico que estaba siguiendo. Para ello, se modificaban fechas, nombres de facultativos y cambiaban continuamente de farmacias. Otro colaborador, identificado en Marín, supuestamente adquiría a través de la internet profunda los fármacos y otros estupefacientes para su venta por parte de la mujer.


Los medicamentos incautados tendrían un valor en el mercado negro de más de 60.000 euros. Los agentes también interceptaron hachís, marihuana y otras drogas y 30.000 euros en efectivo.

Desarticulan una red de venta ilegal de fármacos que operaba en Vilagarcía