Trabajadores de Correos protestan contra el “intento de desguace”

Los concentrados en la oficina cambadesa, ayer | m. ferreirós

Trabajadores de Correos de Cambados se concentraron ayer para mostrar su disconformidad con un plan de recortes que afecta a la empresa a nivel estatal, pero que sufrirán especialmente localidades rurales como las de O Salnés.


El acto de ayer estaba convocada por CC OO aunque a la crítica se suma también UGT. Desde la primera de las centrales hacen el dibujo de un servicio público más recortado, “al igual que la sanidad y la educación”. Lamentan que los planes del Gobierno en los Presupuestos de 2022 pasen solo por financiar 110 millones de los 220 que los sindicatos calculan que debería aportarse para cubrir el déficit de prestar el servicio postal universal. Porque Correos “no es solo una empresa de paquetería”, tráfico en alza. Por el carácter público del servicio no puede ser lo único a lo que Correos dedique sus esfuerzos, recuerdan. Cartas y demás servicios, insisten, tienen que garantizarse y estos fondos, subrayan, no llegan: No se están cubriendo bajas ni vacantes, sino que se usa, y abusa, de sobrecargar al resto de personal. Eso, en el rural, supone que cada repartidor debe hacer frente a zonas cada vez mayores, imposibles de cubrir con frecuencias diarias de paso, lamentan.


En Cambados trabajan en Correos 21 personas, entre admisión y reparto. No tienen refuerzos extra para la plaza de labores sindicales ni para cubrir con otro personal una vacante existente, ni permisos, ni vacaciones.

Trabajadores de Correos protestan contra el “intento de desguace”

Te puede interesar