lunes 14.10.2019

Investigado un boirense por un delito de maltrato animal

El perro presentaba un cuadro de debilidad en las extremidades posteriores y abundantes lesiones cutáneas
El perro presentaba un cuadro de debilidad en las extremidades posteriores y abundantes lesiones cutáneas

El Seprona de la Guardia Civil de Noia procedió a la investigación de un boirense como presunto autor de un delito de maltrato animal tras poseer un perro sin las debidas atenciones sanitarias. Los hechos sucedieron después de que la Benemérita tuvo conocimiento, gracias a la colaboración ciudadana y de una voluntaria de una perrera de que un perro se encontraba en malas condiciones en el lugar de Mosquete. Trasladados al lugar, los agentes pudieron comprobar que el animal no se movía, ni respondía a estímulos y presentaba algún problema epidémico. Por todo ello, se derivó al animal a una clínica veterinaria, donde se constató que el perro tenía un cuadro de debilidad en las extremidades posteriores y abundantes lesiones cutáneas. También se le detectaron numerosas bacterias tras una citología. Al tener conocimiento de quien podría ser el propietario del animal, se supo que este habría fallecido años atrás y que el perro se encontraba bajo el cuidado de su hijo, por lo que pasó a ser investigado y se cedió al can a una protectora.

Comentarios