• Miércoles, 20 de Junio de 2018

Los jugadores nacionales llevan la voz cantante en el Xuven

El Xuven se impuso el domingo en Martorell con otra actuación destacada de gran parte de sus nacionales. Chiqui Barros lleva semanas ensalzando el trabajo de estos jugadores.

Los jugadores nacionales llevan la voz cantante en el Xuven
Carlos Poyatos promedia más de 14 puntos en los últimos cinco partidos  | gonzalo salgado
Carlos Poyatos promedia más de 14 puntos en los últimos cinco partidos | gonzalo salgado

El Xuven se impuso el domingo en Martorell con otra actuación destacada de gran parte de sus nacionales. Chiqui Barros lleva semanas ensalzando el trabajo de estos jugadores, a los que “no se les puede pedir más”. Lo cierto es que las diferentes circunstancias de la temporada, con la marcha de extranjeros como Otar Phakadze y Karamo Jawara, y las propias decisiones del entrenador ferrolano han convertido al cambadés en un equipo donde los jugadores españoles tienen un peso significativo.

En la línea exterior, el base hispano argentino Juanchi Orellano es el faro del equipo. Es el jugador que más tiempo está en pista (más de 33 minutos). Hace de todo: 9,8 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias de promedio. Orellano es el director de orquesta, un generador incansable de juego. A su lado tiene durante mucho tiempo a Samu Barros. Lejos de condicionarle ser el hijo del entrenador, a sus 19 años madura a pasos agigantados en su primer año en Leb Plata. Promedia más de 10 puntos por partido y está más de 28 minutos en pista. El escolta cordobés Pablo Villarejo llegó este verano a Cambados con el rol de tirador. Su rendimiento ha cumplido las expectativas. Aporta casi 9.7 puntos por partido. En la rotación de la línea exterior aparece el joven Martín Bello, que ha participado en 20 partidos y promedia más de 8 minutos en pista. Aunque en Barcelona jugó poco, venía de meter 11 puntos a Baskonia.

En el juego interior Carlos Poyatos y Yago Estévez se han convertido en los pívots titulares tras la marcha de Karamo Jawara. Estévez promedia más de 8 puntos y casi 6 rebotes por partido. Desde que se marchó el noruego dio un paso al frente y anota más de 11 puntos por encuentro. En el caso del joven balear Poyatos, ha explotado definitivamente en la competición. En los últimos cinco partidos su rendimiento sigue elevándose, con 14,6 puntos de promedio.
La otra cara de la moneda de los nacionales la representa Joaquín Reyes. El andaluz solo ha participado en 8 partidos y en estos momentos parece que está por detrás de la rotación del canterano Juan Carlos Paz, que ha sabido aprovechar cada oportunidad que le da dado su entrenador en los últimos meses.