lunes 26/10/20

El área sanitaria de O Salnés suma de golpe diez contagios y vuelve a las cifras del principio de la desescalada

Hay un total de 59 casos activos y vuelve a haber dos personas ingresadas por Covid en Pontevedra
Imagen de archivo de un ingreso hospitalario | mónica ferreirós
Imagen de archivo de un ingreso hospitalario | mónica ferreirós

Siguen subiendo los contagios por coronavirus en las dos áreas sanitarias de las que dependen los ayuntamientos de la Ría de Arousa. Los últimos datos emitidos por el Servizo Galego de Saúde evidencian que la situación no va a mejor, pese a que hay brotes importantes que han sido controlados como el de Caldas. Lo cierto es que en las últimas 24 horas el número de casos activos en el área sanitaria de Pontevedra-O Salnés se ha disparado a 59. Unas cifras que no se registraban desde justo después del confinamiento, a mediados del mes de mayo. Además, y después de una buena racha en cuanto a hospitalizaciones, vuelve a haber pacientes ingresados por Covid-19 en el Complexo Hospitalario Universitario de Pontevedra. Concretamente son dos, aunque evolucionan en planta y no están en la Unidade de Críticos. El resto de los positivos evolucionan en sus domicilios al tener sintomatología leve. Desde que empezó la pandemia se han curado en esta zona 934 personas y han fallecido 16. En el Hospital Comarcal do Salnés no hay nadie ingresado afectado por el coronavirus.

La situación de incremento de personas contagiadas también es evidente en el área sanitaria de Santiago-O Barbanza. En esta zona son 46 los casos que permanecen activos, de los cuales dos están en planta del Hospital Clínico de la capital gallega. Son 7 contagios más que los registrados en la jornada anterior en un área sanitaria en la que ya se han curado 1.837 personas desde que empezó la pandemia. El número de PCR realizadas a la población asciende ya a 41.250.

Medidas drásticas
El aumento del número de contagios hace temer que, si los casos que vayan apareciendo son graves, pueda haber riesgo de colapso hospitalario. Es por ello que las autoridades sanitarias han impuesto nuevas y drásticas medidas que se aplicarán en el caso de la comunidad gallega a partir de mañana. Se ordena el cierre del ocio nocturno, así como se estipulará un horario de cierre obligado para los bares y restaurantes, a la una de la madrugada como muy tarde. Además cabe recordar que en Galicia no está permitido fumar ni en terrazas ni en espacios púbicos si no se puede garantiar la distancia mínima de dos metros. En Galicia también es obligatorio comunicar oficialmente a la administración si se ha estado en una zona de riesgo antes de llegar a la comunidad.

     Las autoridades insisten en el obligatorio uso de la mascarilla y en guardar las medidas de distanciamiento social para evitar que los contagios continúen en alza.

Comentarios