Lunes 17.12.2018

La nueva generación de nuevas generaciones

Siempre se ha dicho que las grandes edificaciones se levantan a partir de unos buenos cimientos. Que para que los proyectos se consoliden hace falta que alguien deje previsto el relevo en el futuro y que la savia nueva acabará dando nuevos sabios a base de años de experiencia. Y yo también lo creo. La salud de un equipo muchas veces se mide por los proyectos que estén diseñando, más incluso que por el papel concreto de un momento determinado.
En el PP de Vilagarcía estamos en esas. En renovarnos, en reinventarnos, en dar otro paso al frente porque nuestros principios son como esos pilares que sustentan a esta gran apuesta política. Y en ese proyecto de querer ser los que más nos parezcamos a Vilagarcía, la juventud tiene un peso específico y destacado. Hace un año los jóvenes de Nuevas Generaciones hicieron un ejercicio de responsabilidad para decir que aterrizaban en esto de la política con la mirada y la ilusión de los que saben que cambiarán el mundo. Y desde entonces no han parado. Tanto es así que en poco más de doce meses han ido adquiriendo y respondiendo a las nuevas tareas y cargos. Conformaron una gestora para pilotar la renovación interna, ganaron peso específico en la Junta Directiva de Novas Xeracións Provincial, son parte de pleno derecho de nuestro Comité Ejecutivo y ahora han renovado sus cargos para comenzar a escribir su nueva etapa.
Ver y escuchar a la nueva generación de Nuevas Generaciones me hace revivir recuerdos de mis inicios. En la calle Brandariz donde yo vivía y también estaba la sede de Alianza Popular, cuando ser de AP no estaba nada de moda entre la juventud, nos juntamos un grupo de chicas y chicos convencidos de que se podían mejorar las cosas desde las bases de un partido como el nuestro. Estábamos llenos de ilusión, ganas y proyectos para cambiar la sociedad, lwo mismo que ahora veo en el equipo de NNXX de Vilagarcía. Y “los mayores” nos tenían en cuenta, contaban con nosotros, daban importancia a nuestro trabajo y eso era muy gratificante. Recuerdo esos tiempos con mucha “morriña” y espero que ellos y ellas lo disfruten como yo en su momento, porque también ahora es de valientes dar ese paso hacia adelante.
Que en el actual panorama la política haya cuajado en el seno de un grupo de chavales es digno de valorar. Hablan de proyectos concretos y razonados de Deportes, de Formación, de Empleo, de Nuevas Tecnologías… y no encuentran límites. Eso es la política en estado puro y es un lujo esa inyección de moral, de “no hay barreras”…
En el PP sabemos que este es el camino. Son además expertos oradores, campeones de debate y sobre todo, gente normal, que pisa la calle, que se relaciona con jóvenes apolíticos, de otras maneras de pensar y de su misma concepción. Eso les enriquece y por extensión, nutre el debate político y la búsqueda de soluciones a los problemas reales de la juventud y de la veteranía.
Desde aquí hago públicas mis felicitaciones por el paso que han dado y confirmo el apoyo real y decidido de mi partido a esta nueva hornada de talento al servicio de la ciudadanía. Y les doy un consejo: Que nunca pierdan esa visión que ahora tienen porque esa es la esencia del arma más poderosa para mejorar las cosas: la política.

La nueva generación de nuevas generaciones
Comentarios